¿Cuántos seguros de ahorro hay? ¿Cuál debo escoger?

Una de las mejores alternativas que existe para potenciar la rentabilidad de los ahorros es mediante la contratación de seguros, más concretamente los seguros de ahorro. Sin ir más lejos, en el 2018, el volumen de ahorro gestionado por el sector asegurador creció más de un 2,4%, hasta superar los 188.000 millones de euros, lo que lo convierte en el producto que más aumentó durante el último año.

Y es que cada vez más, la gente confía sus ahorros a las compañías aseguradoras debido principalmente a la capacidad de gestión y seriedad que ofrecen a sus clientes.

 

Pero los seguros de Vida ahorro son considerados por muchos seguros difíciles de entender y es por este motivo que vamos a intentar ayudarte a comprender mejor en qué consisten estos seguros.

Cuando hablamos de rentabilidad y de ahorro, uno de los principales factores que se utiliza para escoger la mejor opción es en base al perfil inversor. Aunque ya lo analizamos en nuestro artículo “¿Qué perfil inversor tenemos?” de una forma profunda, ahora queremos ayudarte a decidir cómo invertir tus ahorros en función de tres variables muy claras, rentabilidad deseada, tipo de inversor y disponibilidad del ahorro

 

Rentabilidad deseada

Una de las formas de decidir nuestro tipo de inversión en un seguro de ahorro es en base a la rentabilidad deseada, por tanto deberemos hacernos las siguientes preguntas:

¿Queremos tener una rentabilidad garantizada?

Dentro de las múltiples opciones que nos ofrecen las compañías con los seguros de ahorro Vida son las rentabilidades garantizadas. Aunque no todas las compañías ofrecen estos productos, la mayoría sí que disponen de este tipo de opciones. Si lo que buscamos es una rentabilidad garantizada, las dos principales opciones que tenemos son:

Seguros de Ahorro a largo plazo (SIALP)

Los seguros de ahorro a largo plazo son sin lugar a dudas la opción más conservadora a la hora de rentabilizar una inversión, así que si eres muy conservador en cuanto a inversiones se refiere, este es tu producto.

Si bien es una opción que ofrece unos tipos de interés relativamente bajos, también ofrece una importante ventaja fiscal, y es que si mantienes el plan durante al menos cinco años y no realizas aportaciones anuales superiores a los 5.000 €, los rendimientos generados estarán exentos de tributación.

Seguros de ahorro sistemáticos (PIAS)

Otra opción son los planes individuales de ahorro sistemático, los PIAS. Este producto consiste en un seguro de vida a largo plazo en el que el tomador, asegurado y beneficiario deben ser la misma persona. Es un producto muy similar a los Seguros de Ahorro a largo plazo (SIALP) en cuanto a rentabilidad se refiere, aunque se diferencia en la aportación anual, que no puede exceder los 8.000 €, en cambio, sí que existe un límite de capital total de 240.000 €.

¿Queremos asumir riesgo en nuestra inversión?

En las alternativas que hemos contemplado anteriormente el riesgo es nulo, y en caso de existir, este es asumido por la compañía aseguradora. Ahora abordaremos la posibilidad de asumir riesgo.

La principal opción de inversión asumiendo riesgo son los seguros de ahorro Vida, los Unit Linked (en nuestro artículo Invertir en Unit Linked, invertir en un seguro de vida ampliamos la información sobre este producto). Este producto generará una serie de rendimientos en función de las fluctuaciones que sufra el fondo de inversión en el que esté invertido el capital.

Pero tener que asumir riesgo no significa tener que jugarnos todo a cara cruz, ya que podremos optar por diferentes opciones de rentabilidad en función del tipo de riesgo que queramos asumir, alto, moderado o de bajo riesgo.

 

Tipo de inversor

Al igual que no existen dos inversiones iguales, tampoco existen dos inversores iguales. Cada persona tiene unas características distintas y en función del momento o la situación, adopta tipos de inversiones diferenciadas. Esta es la idea de este análisis, diferenciar entre diferentes tipos de inversor para decidir la mejor opción dentro de los seguros de ahorro. Para ello, diferenciaremos entre:

Pequeño inversor

El pequeño inversor es aquel que busca empezar a rentabilizar un pequeño ahorro que tiene guardado y que no le aporta ningún tipo de rendimiento. Si este es tu perfil, te recomendamos que optes por cualquiera de las dos opciones planteadas con rentabilidad garantizadas. Es decir, los seguros de ahorro a largo plazo (SIALP) o los seguros de ahorro sistemáticos (PIAS). Ambas opciones son ideales para este perfil, ya que permiten realizar un pequeño ahorro, libre de tributación y con algo de rentabilidad, que aunque sea baja, siempre es positiva.

Inversor medio o gran inversor

En caso de que tu capacidad de inversión sea mayor, la mejor opción siempre serán los los fondos de inversión, y más concretamente los Unit Linked o seguros de ahorro Vida. Estos productos ofrecen la posibilidad de obtener mayor rentabilidad a la par de protegernos a través de un seguro de vida. Una de las mejores características de este tipo de ahorro es que te permite cambiar tantas veces como quieres la inversión sin tener que tributar por ello, algo muy beneficioso teniendo en cuenta que no siempre tendremos la misma capacidad de ahorro o la misma aversión al riesgo.

Disponibilidad del ahorro

Poder disponer de todo tu dinero es algo muy importante a la hora de contratar cualquiera de estas versiones de seguros de ahorro. En este sentido existen importantes diferencias entre los productos que hemos analizado.

Los Unit Linked son productos 100% líquidos (liquidez y disponibilidad inmediata). Se puede disponer de ellos de manera parcial o total.

Por otro lado, los seguros de ahorro de rentabilidad garantizada, los PIAS y los SIALP, solo se podrá disponer del dinero y los intereses generados en forma de capital, es decir, de una única vez y al vencimiento acordado. En el caso de los PIAS también pueden ofrecer la posibilidad de renta vitalicia, pero siempre una vez llegado el vencimiento acordado.

Así que si tienes claro que quieres disponer de todo el ahorro siempre que desees, deberás optar por seguros de ahorro Vida Unit Linked.

 

¿Cómo te asesoramos en Fraile Seguros?

Entendemos que todo esto que te acabamos de contar puede resultar complicado, por eso siempre aconsejamos a nuestros clientes que nos visiten para poder hacer el mejor plan de ahorro personalizado. Si bien todas estas opciones son válidas, siempre apostamos por la diversificación, de manera que a la vez se puedan realizar inversiones con rentabilidad garantizada e inversiones con mayor rentabilidad, siempre en beneficio de nuestros clientes.

Share This